Literatura

El niño en la cima de la montaña

“Recordó las instrucciones que la tía Beatrix le había dado montones de veces desde su llegada y trató de seguirlas al pie de la letra. Se irguió en toda su estatura, juntó los pies e hizo entrechocar los talones una vez, deprisa y con un ruido bien audible. Su brazo derecho salió disparado en el aire, con los cinco dedos señalando al frente justo por encima de la altura del hombro. Por último,  con la voz más clara y el tono más conveniente del que fue capaz, pronunció a pleno pulmón las dos palabras que llevaba practicando sin parar desde que estaba en el Berghof:

-Heil, Hitler!”

John Boyne tiene la habilidad de hacer libros que te matan por dentro, ya lo hizo con “El niño del pijama de rayas” y lo repite con “El niño en la cima de la montaña”. De hecho, sigue la misma tónica, un niño durante la época nazi.

En esta ocasión el protagonista es el pequeño Pierrot, hijo de un alemán y una francesa. Hasta aquí todo bien hasta que la muerte de sus padres le obliga a abandonar Francia y a su mejor amigo, un niño judío, para vivir con su tía Beatrix. Esta trabaja como ama de llaves en una mansión en lo alto de una montaña, la residencia de Adolf Hitler. Un mundo algo peligroso para un niño de 7 años.

Resulta imposible no compararlo con “El niño del pijama de rayas” pero no tiene nada que envidiarle, al contrario. Aunque a simple vista os pueda parecer que es más de lo mismo en la búsqueda de repetir el éxito conseguido con el anterior, es parecido al encontrar a un niño durante una época de guerra y nazismo pero a la vez no tiene nada que ver; en este vemos más el atractivo del poder en la juventud, el arrepentimiento, el dolor, podríamos decir que en una historia algo más madura pero igual de entrañable que la del pijama.

Cuenta con la frescura tan característica de su autor que te lleva a devorar en libro en nada, se lee bien y engancha, como todos.

Lo mejor, el epílogo. El libro es sumamente genial y ya he dicho que te mata por dentro, pero el epílogo te remata. Nunca 10 páginas dijeron tanto y llenaron tanto.

Autor: John Boyne

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s